Espuma Vs. Gel para afeitar

Afeitarse es una tarea tediosa y, en cierto grado, peligrosa: si no lo haces con cuidado, colocando las hojillas y la afeitadora de forma que rocen tu piel pero sin presionar, existe la probabilidad de que te cortes y pases un mal rato; para que este tipo de molestias se reduzcan al afeitarnos, existen implementos como la espuma o el gel para afeitar, los cuales pueden resultarnos bastante útiles. Encontrar los mejores suplementos de aseo personal no es tarea fácil, y es que para afrontar las circunstancias o problemas que puedan surgir en el día a día con seguridad y determinación, debemos valernos de nuestras herramientas de inteligencia, si, pero también debemos contar con esos aliados que nos harán lucir y sentir bien luego de usarlos, como es el caso de los productos de afeitado.
Hay una clásica pregunta que todos nos hacemos: Para afeitarme ¿debo usar la espuma o me aventuro con el gel?
Vamos a evaluar las opciones técnicamente para que puedas decidir en este Espuma Vs. Gel para afeitar cuál se adapta mejor a las necesidades de tu cuerpo.
La espuma y el gel  para afeitar son evoluciones del jabón o la crema, pues cuando los hombres se pasaban las navajas en siglos anteriores, era necesario que el elemento que lo facilitara contara con un componente que previniera la irritación y las infecciones, para entonces si usabas crema o jabón tenías que elegir entre uno de los dos males (la crema no desinfecta y el jabón no previene la irritación). La diferencia, en este caso, es que entre la espuma y el gel, el gel para afeitar es más moderno, tiene una creación más reciente.
Sin embargo, hay que reconocer que, aunque a simple vista pareciera no existir diferencia entre la espuma y el gel de afeitar, el segundo cuenta con la facilidad de que proporciona mejor visión para quien se está afeitando a sí mismo y, por lo tanto, existen menos probabilidades de que te cortes o te roces alguna parte del cuerpo de manera negativa y que te pueda dejar marcas o traer infecciones en un futuro cercano.
Independientemente de si te decidas a utilizar el gel para afeitar o la espuma, siempre habrán unas condiciones básicas con las que todo producto dedicado a hacer del afeitado una rutina sencilla y agradable debe contar, es por eso que aquí te dejamos algunos consejos de Sánchez para encontrar el mejor gel de afeitar o espuma:
·      Debe tener una textura agradable.
·      Evalúa cuidadosamente la relación costo - beneficio, las espumas de afeitar, tanto para hombres como para mujeres son productos de aseo personal con precios que suelen ser bastante elevados, algunos superan los 50 euros, por ello no debes de escoger cualquier o si no tendrás que afeitarte con un mal producto para tu piel por un buen tiempo.

·      Asegúrate de que se adapte a las condiciones especiales que pueda tener tu piel: constantes irritaciones, sensibilidad...

Comentarios

Entradas populares de este blog

Formación universitaria

Lugares para realizar la recepción de una boda

Jarras para café